Páginas

jueves, 28 de mayo de 2020

Animación a la Lectura. Escritoras aragonesas. #yoleoencasa 13 Mayo 2020




El día 13 de mayo las alumnas del curso "Animación a la Lectura" leyeron fragmentos de obras de escritoras aragonesas.


"Se van las hadas". Carmen Romeo Pemán






"Quédate" María Molina Vera







"Postales Coloreadas" Ana Alcolea






"Luvia" Victoria Nicolás 







"Lloraré lágrimas amarillas" Charo Anadón












"Hubo un tiempo" María José Pellejero




María José Pellejero es vecina de San Mateo de Gállego. Se define como una apasionada de la escritura y confiesa sentirse más cómoda con el relato corto, la poesía y prosa poética. Hasta el momento tiene cuatro libros publicados: Desde mis sueños en 2008, El mar, centinela de mis sueños en 2012, Un corazón preñado de sueños en 2015, y Noviembre, mi melancolía publicado el pasado año; también ha colaborado en distintas obras literarias. Además del mundo literario, María José presenta un programa en Radio San Mateo, Ondas del Gállego, un magazine cultural sobre actos del pueblo, temas de actualidad y de interés como curiosidades médicas o históricas.











"El color de la luz" Marta Quintín Maza







"El abrazo de las amapolas" Ana Alcolea






"Alguien habló de nosotros" Irene Vallejo

Irene Vallejo (Zaragoza, 1979) ha obtenido el Premio El Ojo Crítico de Narrativa 2019, que concede Radio Nacional de España, por su ensayo El infinito en un junco. La invención de los libros en el mundo antiguo, un recorrido por los orígenes del libro que recrea la inverosímil supervivencia actual de este objeto, el mayor legado de la cultura clásica.







"Gracias por participar"

lunes, 25 de mayo de 2020

Recordamos "Vivencias que nos dejaron huella" Curso Informática 11 Mayo #yomequedoencasa


Las alumnas de Informática el día 11 de mayo recordaron experiencias que les dejaron huella. Se trata de vivencias de su infancia que recuerdan con inmenso cariño y también con nostalgia porque en la actualidad, muchas de ellas ya no tienen lugar pues... ¡la vida ha cambiado!

Preparativos de Fiestas...







Para las fiestas se iba al horno a hacer magdalenas.

Recuerdo en vísperas de fiestas ir al horno con mi madre y mi abuela para hacer magdalenas y mantecados ¡cómo me gustaba!



Los mantecados y magdalenas se metían en canastas y también me gustaba como olía la recocina que era donde los guardaba mi madre.

En todas casas había recocina y siempre había algo que robar.

Mi madre hacía mantecados casi todo el año los metía en una sopera grande y los escondía. Mi hermana y yo siempre la encontrábamos.

Yo, en una ocasión,  me comí una caja de galletas que tenía mi madre para las ocasiones  y cuando fue a  por ellas, para la visita, quedaba una galleta que me la había dejado para otro día.





En mi casa se blanqueaba todos los años la fachada de la casa.

En víspera de fiestas, también se preparaba habitación de invitados.

Para fiestas se guisaba la víspera y un tiempo antes se pintaba y hacia limpieza.


En verano...

Para el verano me acuerdo me gustaba mucho salir a las comedias que hacían en la plaza, con el bocadillo y una silla pequeña.

A veces hacían en la calle cine.

También todos los vecinos salían a "la fresca" (se salía con sillas a la puerta de la calle por la noche cuando la calor del sol había bajado y se conversaba con los vecinos).



También recuerdo cuando nos íbamos a bañar al río Ebro y antes de eso, al Jalón  o al Puente de Hierro. Íbamos andando y lo pasábamos ¡chupi!




Para el verano también recuerdo que se llamaba al colchonero, en casi todas casas, a parar los colchones de lana. En Alagón había dos colchoneros.

Yo no perdía detalle, era como un rito la forma en como lo hacía.



También me acuerdo que venían a casa coser y preparar los sacos antes de recoger la cosecha de trigo.

Me acuerdo cuando recogían el trigo en la iglesia de San Antonio, se ponía la Plaza Alhóndiga llena de remolques cargados de trigo.




También, en verano se ponían en las casa botes de conserva. En mi casa se ponía mucha conserva, ... tomate, melocotón, pera, ... me salían hasta por las orejas.


Antes de Navidad...







Antes de Navidad se mataba el tocino y se hacía mondongo.

Se iba a repartir el presente del mondongo y nos daban caramelos y propina.

Yo recuerdo acompañar a mis amigas cuando hacían mondongo.

Y se ponían en conserva la longaniza del mondongo en unos parrones fritas y luego en aceite y se sacaban durante todo el año.

Yo también ayudaba a poner la longaniza.

Para Navidad...



Mi madre compraba turrón de Navidad mucho antes y lo escondía. Pero mi hermana siempre lo encontraba. Cuando mi madre sacaba la bandeja, mi hermana ya le había dado buena cuenta.



Un mes antes de Navidad, mi hermano pequeño ya estaba preparando el Belén, parecíamos los del Belén del Ayuntamiento.





Para Navidad recuerdo con mucha nostalgia todos los años decorar farolillos y salir por las calles a cantar villancicos.

Después de la cena de Navidad se reunían a cantar y  para ir a Misa de Gallo.





La víspera de Reyes Magos venían a la Parroquia a adorar al niño y hacían una fiesta muy bonita.

Sí yo también me acuerdo me acuerdo de los villancicos por las calles y de los Reyes Magos porque en ses fechas estaba en Alagón.

Los Reyes Magos también daban regalos por asistir a la catequesis



Y nuestras  abuelas nos daban Colación por Navidad ¡qué ilusión!
Mi abuela Cruz nos daba colación para Navidad y era una caja muy bonita de cartón duro y dentro había una anguila de mazapán. Sí, era lo típico.

Yo no tuve abuelas, creo que me perdí muchas cosas, tengo un vacío.

Yo las cajas de colación las recuerdo en la pastelería pero nunca me regalaron , ¡menos mal que esos dulces no me gustaban!


¡Chicas este trabajo tenemos que hacerlo en directo cuando podamos reunirnos será muy divertido!


¡Cuántas vivencias que suerte poder recordarlas! Lo dicho en una reunión "en vivo en directo" .

Se las podemos contar a los nuestros nietos pero los tiempos cambian y esas cosas no les interesan...

Tenemos entonces,... una reunión pendiente. Cuando se inicien las clases presenciales la primera tarea será esta.


Gracias a Loli, María Jesús, María Pilar, Maribel, Pili y a Rafa por aportar vuestras vivencias.









martes, 19 de mayo de 2020

Olores, aromas y fragancias que nos traen vivencias del pasado. Informática 14 mayo 2020. #yomequedoencasa

Las alumnas del Curso de Informática el día 14 de mayo continuaron evocando el pasado, lo hicieron a través de los aromas, olores y fragancias que les trajeron al presente vivencias agradables y lejanas.

El olor de la tienda del Cerverano cuando íbamos a comprar la cantimplora de Jueves Lardero

El olor de la tienda de encurtidos de María, cuando me compraba pepinillos se mezclaban los olores de las sardinas con los de los vinagrillos y con el olor que desprendía la típica tarima de madera.

El olor de pan tierno y de repostería del horno.



El olor de la churrería y también el olor a churro en la calle cuando los vendía de casa en casa.

El olor de la tintorería de Barrio nuevo.
El olor a cuero que se desprendía en la tienda del guarnicionero ¡Me encantaba!
Como habéis dicho,... cada tienda tenía un olor característico.

El olor del limón helado que Ángeles vendía por las calles.


El olor de la tortilla de Jueves Lardero.


Los domingos desde la cama me despertaba el olor a tortas a la sartén que hacía mi madre.

Yo aún como tortas en la sartén hechas en casa, ¡qué ricas!




El olor a las rosquillas de mi madre.



Y el olor del moscatel de la cantimplora que me preparaba mi tío Nicolás para Jueves Lardero.




A mí me despertaban con una yema mezclada con vino quinado para la "gana de comer", ¡eso era para llorar!


Sí, y el olor a mondongo cuando se mataba el tocino.



A las especias que echaban para hacer el mondongo, el anís estrellado.

El olor a la cera en polvo que mi madre daba en el suelo que luego me ponía un trapo en cada pie, ¡y hala, a sacar brillo! Me encantaba patinar con los trapos en los pies.

Cuando íbamos al río el olor del agua y de los tamarices mezclados. Ahora no huele igual

Y cuando se pintaba la casa, ¡el olor a pintura!


Y el olor de las sábanas recién lavadas.

El olor a "alface" recién cortado. Todavía algún día según como viene el aire, huele.

El olor a callos cuando hacía mi madre. Y cuando engañaba los caracoles.

El olor del cine de Alagón.

El olor de las rosquillas para Santa Águeda.

El olor en el bar de Mateo a café.

El olor en invierno a las cocinillas y estufas, se olía en las calles. Sí, y  cuando se encendía la estufa de leña en mi casa. 

Recuerdo también, el aroma, cuando cocía mi madre la leche para hacer helado de leche merengada .


También, el olor de las natillas con galleta y el olor del arroz con leche.

Sí, ¡que ración de nostalgia! Y el olor a castañas asadas.

Y el olor de los caracoles asados en la estufa.






La tierra mojada después de una tormenta ¡Cómo me gusta!

¡Cuántos recuerdos!. Pensaba,... Mejor en directo... Pero si no es por esta situación... No habríamos  hecho este ejercicio. ¡Y me encanta!



"Gracias a Loli, María Pilar, María Jesús, Maribel, Pili y Rafa"






jueves, 14 de mayo de 2020

Persona que es curiosa tiene un refrán para cada cosa. Informática 7 Mayo 2020


                                                      Imagen de: https://www.refranerocastellano.com/

Refranes, una alumna ha anotado:
"Una bonita manera de recordar a los que nos los transmitieron"


Los casi cien mil refranes registrados en la lengua castellana son un extraordinario material que representa uno de los grandes valores aportados por el pueblo a través de los siglos, y que los españoles siempre tenemos en cuenta en nuestra vida cotidiana, puesto que nunca faltan refranes para ilustrar nuestra conversación en cualquier momento del día. El refranero es una parte esencial de la conversación diaria de los españoles. Nuestra literatura clásica, desde el siglo XIV viene acompañada de ellos. Los refranes son frases populares que expresan consejos, pensamientos, opiniones e ideas. Generalmente suelen estructurarse en verso o con cierta rima para que sean fáciles de recordar http://sonferrer.com/refranes/index.htm

Las alumnas del Curso de Informática han propuesto los refranes que más han escuchado en su infancia, bien de sus padres, bien de sus abuelos… Y que posteriormente … Como ocurre siempre, han repetido de nuevo constantemente a lo largo de sus vidas.

"Como decía mi padre..."."En estos casos... mi madre siempre me decía...".
"¿Sabes lo que te digo? ...Como decía mi abuela..." ...



"Dime con quien andas... y te diré quien eres"
"Quien a buen árbol se arrima... buena sombra le cobija"
"No por mucho madrugar... amanece más temprano"
"Año de nieves... año de bienes"
"Perro ladrador... poco mordedor"
Loli



"Si marzo marcea abril cantalea" Lo decía mi padre
"Hasta el 40 de mayo no te quites el sayo"
"Corriendo van a misa los que llegan tarde"
"En mi casa mi padre"
"A falta de pan buenas son tortas"
Rafa



"Para desvezar la pollina matar a la burra" Eso lo decía mucho mi abuela
"En boca cerrada no entran moscas"
"Al mal tiempo buena cara"
"Mucho ruido pocas nueces"
"Aunque la mona se vista de seda mona se queda"
"El que mucho abarca poco a prieta"
"Cuando canta el ermitaño buen año"
Otro que decía mi abuela: "La cuba llena y la suegra borracha"
"A Dios rogando y con el mazo dando"
Todos los que hemos dicho se los he oído a mi abuela, bonita manera de recordarla.
María Pilar



"Quien bien te quiere te hará llorar" lo decía mucho mi madre.
Pili



"Siempre que llueve se para"
"Al mal tiempo buena cara"
"Dame gordura y te daré hermosura" Este es el mejor, pero como no lo hemos recordado antes.
Maribel



"Dime con quien andas y te diré quien eres"
"Sana con gusto no pica pero mortifica"
"Si en la Candelaria plora el invierno, está fora. Y si no plora, ni dentro ni fora"
"Al que madruga Dios le ayuda"
María Jesús
             



"Alba rubia, viento o lluvia. Si es por la mañana viento, si es por la tarde lluvia"
"Nieblas tempranas, fríos tardanos"
"Quien tiene hijos, emparienta con María Santísima"
"El que con críos se acuesta, cagao o meao se levanta"
"Ni en invierno, ni en verano, dejes la manta de la mano"
"Si llueve por Santa Bibiana, lloverá durante cuarenta días y una semana"
"Cuando a mí me las dan, tarantantán"
"El que a pueblo forastero se va a festejar o va engañado o va a engañar"
"El ajo donde nace y la cebolla remudada" Los decían en mi familia mis abuelos, mis padres y mi tío.

También ha participado Pilar, responsable de "Oficina de Turismo Alagón"



"María... de día se estaba y de noche se recordaba"
"Los bienes de Mosen Juan ...como vienen se van"
"¡Sííííí...! No comía María y cagaba noche y día"
Anabel